La cuna de la decoración nórdica

Sol de Medianoche, Kiruna Me ha costado ponerle título a esta entrada... Pensé en llamarlo ...

Sol de Medianoche, Kiruna
Me ha costado ponerle título a esta entrada... Pensé en llamarlo "el hogar de Papá Noel", pues en estas fechas se hacen cientos de referencias a Laponia vinculadas con la navidad, pero me pareció un poco cursi. Después decidí ponerle "Hacia rutas salvajes", ya que una de las cosas que más me impactaron de Escandinavia es su espectacular naturaleza. Sin embargo, también podría haber optado por el calificativo opuesto porque sus habitantes son extremadamente civilizados (aunque nos duela, en ese sentido están muchos años por delante de nosotros). Por ejemplo, en los parques públicos suele haber una zona con juguetes, que todos usan y, a pesar de ello, se conservan en perfecto estado (lo típico que en España duraría un par de horas). Y ya más al norte, junto a los lagos y zonas de recreo del Círculo Polar hay cabañas con chimenea donde cualquiera puede parar para descansar o pasar el día. Y es que sus habitantes son muy respetuosos, además de encantadores, tranquilos y sociables. Sus gentes y paisajes convierten a Escandinavia en una tierra pura, íntegra y acogedora, rasgos característicos que como ya sabéis podemos apreciar también en la decoración de estilo nórdico.

Varios apuntes antes de comentar la ruta que os propongo:
  1. Os recomiendo encarecidamente hacer este viaje en julio por varias razones. La primera, el tiempo, pues por allí arriba, como comprenderéis, hace frío. La segunda, que podréis disfrutar de dos celebraciones interesantes: el Festival de Jazz de Copenhague y el fin de semana del Orgullo Gay en Estocolmo. Y, la tercera y más importante, que podréis observar el sol de medianoche. En cuanto a la estancia, lo ideal sería de unas tres semanas. 
  2. Escandinavia es cara. En especial, Dinamarca y Noruega. Y la comida no es gran cosa. Por eso os aconsejo no invertir en alojamiento y ni restaurantes: quedaos en albergues juveniles, campings y cabañas rurales, que por esa zona son realmente geniales y, para comer, tirad de bocadillos y (me duele decir esto) comida rápida. Eso sí, probad algún día el salmón ahumado y las albóndigas de reno, aunque sea para cumplir...
  3. Otro buen plan de viaje en este caso es alquilar una autocaravana, lo que pasa es que  es habitual que sus habitantes opten por este tipo de vacaciones en verano (veréis cientos por las carreteras), así que hay que reservarlas con muchísima antelación. 
  4. Si decidís desplazaros en tren, tened en cuenta que vale muchísimo la pena comprar los billetes online en webs como esta previamente porque tienen tarifas con descuentos increíbles (para que os hagáis una idea, a mí me salieron los dos billetes en un compartimento privado con cama en el tren nocturno de Malmö a Oslo por 30 euros).
  • 1. COPENHAGUE
A esta preciosa ciudad de canales llegamos en vuelo desde Málaga para encontrarnos con el entrañable Festival de Jazz que cada julio invade sus calles, bares y plazas. De ella me quedo con sus habitantes, siempre sonrientes, y con Christiania.

Un concierto en la calle, Festival de Jazz de Copenhague
  • 2. MÄLMO
El viaje de Copenhague a Malmö es emocionante porque parte de este se hace por mar, ya que el tren debe atravesar el inmenso puente que comunica Dinamarca y Suecia. Malmö, por su parte, es un pueblo bonito, pero que puede verse en pocas horas.

Puente que comunica Dinamarca y Suecia

  • 3. OSLO
El traslado de Malmö a Oslo puede hacerse en un tren nocturno. Los imprescindibles de Oslo son, por supuesto, el museo de restos vikingos, el de Munch y el parque Vigeland, con sus esculturas imposibles. Y, si vas con tiempo, lo ideal es hacer alguna ruta por los fiordos.

Museo Vikingo
Esculturas del parque Vigeland

  • 4. TRONDHEIM
De Oslo a Trondheim también optamos por el tren nocturno. En esta ciudad me enamoré de la zona de los antiguos almacenes comerciales, conocida como bryggen ("el embarcadero"), a ambos lados del río Nidelva, y de los restaurantes y cafeterías construidos en antiguas cabañas de madera, en los que te sientes en casa.


  • 5. NARVIK
Las comunicaciones empiezan a complicarse a medida que nos dirigimos hacia el norte, aunque afortunadamente, los vuelos internos no son caros, por eso nos decidimos por uno hacia Narvik, el punto de partida de nuestra ruta por el Círculo Polar donde vimos por primera vez el sol de medianoche.

Vista aérea del Círculo Polar
Sol de Medianoche, Narvik
  • 6. KIRUNA
El viaje en tren de Narvik (Noruega) a Kiruna (Suecia) es probablemente una de las rutas ferroviarias más bellas del mundo. Hacedla, y hacedla de día, y con tiempo. Una vez en la Laponia sueca, alquilamos un coche para no perdernos ninguno de sus paisajes extraordinarios, sus pueblos entrañables (casi todos con nombre de mueble de Ikea como Abisko o Jukkasjärvi ), las aldeas samis...


  • 7. JOKKMOKK
La última parada obligatoria en Laponia es Jokkmokk, el pueblecito en el que se sitúa el límite del Círculo Polar.



  • 8: ESTOCOLMO
Tras entregar el coche en Gällivare volvimos a optar por el tren, esta vez para descender hacia Estocolmo, último destino de nuestro viaje.

Estocolmo es una ciudad que hay que vivir, llena de recovecos encantadores y postales de ensueño. No podéis perderos el Museo Vasa, el mercado subterráneo Hötorgshallen o el precioso Gamla Stan, aunque vale la pena visitarla sólo por la estancia en este alucinante albergue juvenil - barco.

Vistas de Gamla Stan desde mi camarote.
Museo Vasa
Gamla Stan
Y, para volver, también hay vuelo directo a Málaga, así que... ¡Inmejorable!

En resumen, me parece un destino ideal para viajar con niños o para desconectar en un entorno sobrecogedor todavía libre de turistas. Y si encima eres un/a fanátic@ de la decoración nórdica, te aseguro que disfrutarás como un/a enan@.

You Might Also Like

18 COMENTARIOS

  1. Marta, pedazo de viaje que hiciste...preciosas imágenes y tus explicaciones nos vendran de perlas si algún dia podemos ir.

    Besos

    J&Y

    ResponderEliminar
  2. Maja, que ganas me han entrado de irme por esos mundos!! y que envidia me has dado jajaja

    besO!

    ResponderEliminar
  3. Vaya viaje! Impresionante! Nos has puesto,los dientes largoooosss!
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Con todo esto que nos enseñas ya dan ganas de ir hacia allá....
    La gente es extraordinaria...tengo muchos clientes nordicos y la verdad es que da gusto hablar con ellos...sin tan buenas personas...fijate lo del parque!!! Aqui imposible hacerlo!!! Tendremos que aprender un poco de sus maneras....;-)
    Besitos!!

    ResponderEliminar
  5. Un viaje inolvidable! Creo que nadie, aún no siendo seguidor de la deco nórdica, no dudaría en ir por allí! y menos tras ver tus fotos!!

    Buen lunes

    ResponderEliminar
  6. Precioso rrecorrido¡¡¡ espero poder hacerlo algun dia jeje...que suerte poder hacerlo¡¡¡ me encanta la manera de comportamiento que tiene ese pais¡¡ besos

    ResponderEliminar
  7. Qué viaje más bonito!! Cómo no estado nunca..,con tus fotos y comentarios es como si me hubiese dado una vueltilla por allí, jeje. Bsts

    ResponderEliminar
  8. Woao, qué viaje precioso, me guardo todos los datos por si en algún momento puedo hacerlo. ¿cuántos días te llevó todo ese circuito? un cariño

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. 3 semanas, aunque me habría quedado más!!!

      Eliminar
  9. Ainsss, qué viaje, Canela!
    Me encanta la cabaña de Trondheim y todas las indicaciones que nos das.
    A ver si el día 22...algunos décimos ya llevo.
    Bssss

    ResponderEliminar
  10. Me han entrado unas ganas de ir... ya hace tiempo que me gustaría, pero el Arándano no está por la labor, dice que nos arruinaremos y pasaremos frío... le voy a enseñar tus fotos a ver :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, frío hace, aunque en verano se puede soportar... Sobre lo de arruinaros, son países caros, pero se puede hacer en plan low cost, como yo, reservando los trenes con tiempo, tirando de bocatas y pernoctando en dormitorios compartidos de albergues juveniles, así que dile de mi parte que no tiene excusa ;D

      Eliminar
  11. Qué pasada... un viaje alucinante sin duda!

    ResponderEliminar
  12. Ya me has puesto los dientes largos sniffffff, peazo viaje!! me encantaría visitar el Norte de Europa, creo que me pasaría los días entre sus tiendas y su fascinante naturaleza. A lo mejor en mi próxima vida ...

    Saluditos!!

    ResponderEliminar
  13. ¡Pedazo de viaje! Tiene que ser alucinante estar en una de esas cabañitas de visillos de encaje y ver el sol de medianoche. Feliz semana :)

    ResponderEliminar
  14. Con esas fotos es casi como estar allí, casi, porque dicen: vente!!!.
    Fantástico suertuda!!

    ResponderEliminar
  15. No cabe duda que el estilo de este diseño es que la sencillez es su mayor virtud, la decoración nórdica por mucho es una de mis favoritas que en conjunto atrae buenas vibras por los elementos que tiene.

    ResponderEliminar